Ficus

Una de las plantas más idóneas para gente que no tiene demasiado tiempo para dedicarle o inexperta es el ficus, ya que sus cuidados son mínimos y no requiere mucha atención.

Ficus

 

Crece rápidamente pero no debe cambiarse de maceta habitualmente para que no pierda ese potencial. Resistente a temperaturas altas y bajas sin llegar a grandes heladas o superiores a 30 grados, el ficus  no requiere un riego continuo, pero si se recomienda pulverizar sus hojas y limpiarlas habitualmente con un paño húmedo. Se caracteriza por el gran tamaño, dureza de sus hojas y su longevidad, llegando alcanzar hasta los 15 años, es una planta de interior pero también se adapta perfectamente a zonas de exterior. No necesita la luz directa del sol, es preferible situarla en una parte de la casa donde entre luz y sombra.

Sus cuidados son:

  • Ubicar la planta en lugar de la casa bien ventilado sin soportar temperaturas demasiado extremas y al albergo de luz directa del sol.
  • No es necesario regar el ficus de manera asidua, durante el verano una vez por semana y en resto cada quince días.
  • Pulverizar sus hojas con frecuencia y pasar un paño húmedo sobre sus hojas.
  • No trasplantar con demasiada frecuencia de maceta, lo correcto sería hacerlo mínimo cada dos años.

 

Por el 07-01-2013 Categoria: plantas

Comparte este artículo...

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

3 comentarios

  1. susana dice:

    esta pagina de plantas de interiores, esta muy linda.-